Tendinosis, prevención y tratamiento

Tendinosis, prevención y tratamiento
por Redacción 28/09/2009 Imprimir
-

Natxo Corral. Hablamos de tendinosis o tendinitis, un término que se usa con mucha frecuencia ya que es habitual el sufrir está lesión. Deportistas de la índole de Rafa Nadal han padecido de problemas con el tendón rotuliano. Pero también gente próxima como el carnicero del barrio o el barrendero han sufrido también de problemas con el tendón, en su caso con la musculatura del codo. Eso si se habla más de los primeros que de estos últimos.

La tendinosis, un problema frecuente entre deportistas

Los tendones son gruesas cuerdas fibrosas por las que los músculos se insertan en los huesos. Su función es transmitir la fuerza generada por la contracción muscular para el movimiento de los huesos.

El término tendinitis, es un término en desuso, especialmente para los profesionales de la salud, también en el mundo del deporte. Actualmente se habla de tendinosis, la diferencia radica en que si bien antes existía la teoría de que lo que se producía era una inflamación del tendón, actualmente se cree que le inflamación es de las estructuras que recubren el tendón, en especial de la vaina que lo rodea.

Causas

a) Sobreuso

Suele ser una de las causas más frecuentes. En el caso de los deportistas por una excesiva carga de trabajo. También en trabajadores hay tendinosis de forma habitual: epicondilitis en gente que trabaja con ordenador, o en carniceros...

b) Uso nuevo

Una nueva práctica deportiva, o realizar de forma inadecuada una nueva actividad.

c) Calzado inadecuado

En el caso de deportistas una mala elección de calzado facilita el que aparezca la tendinosis

d) Entrenamiento sobre terreno inadecuado o cambio de superficie

El entrenar sobre una superficie irregular puede acelerar la aparición de esta patología. Muchas veces en deportistas que cambian de superficie, como por ejemplo los tenistas, sufren de este tipo de problemas.

e) Envejecimiento

Con la edad empeora la vascularización y con ello disminuye la elasticidad

f) Microtraumatismos de repetición

Similar al sobreuso.

g) Enfermedades sistémicas

La artritis reumatoide, gota, artrosis psoriásica.

Diagnóstico

La tendinosis se presenta con un dolor localizado en la zona del tendón, normalmente aumenta a la palpación

Los medios para el diagnóstico son la resonancia magnética y la ecografía.

Una buena exploración clínica y una buena entrevista con el paciente para poder saber de donde viene el problema.

Prevención

Como solemos mencionar es la mejor medida tratamiento, para evitar la aparición de esta patología recomendamos:

Adecuada hidratación fuera y durante el ejercicio. El tendón es parte del músculo, y como ya comentamos en el artículo anterior el mantenernos hidratados es fundamental

Corrección de las alteraciones estáticas y desviaciones de los miembros. Mediante una buena observación por medio de un profesional.

Evitar los movimientos repetitivos. En el deporte esto se hace difícil a veces, al igual que a la de desempeñar muchos trabajos.

Corrección de los errores técnicos a la hora del entrenamiento deportivo (usar materiales de calidad, suelos adecuados, buen gesto deportivo,...).

Realizar un adecuado calentamiento antes del ejercicio, y estiramientos suaves para acabar la actividad deportiva.

Utilización de calor en la zona antes de comenzar la actividad y frío al finalizar.

Tratamiento de la tendinosis

1) Medidas antiinflamatorias

Existen dos opciones, la primera y más recomendable cuando estamos en la fase inicial de la aparición de la lesión es hielo. Tras acabar la práctica que provoca dicha patología y en las horas posteriores (ya hemos hablado de cada 2-3 horas 15 minutos de aplicación de hielo).

La segunda opción es el tratamiento de medicamentos antiinflamatorias, recomendable en fases de dolor muy agudas y no superando los 3 - 5 días de ingesta de antiinflamatorio. Actualmente hay que confía en los productos de origen más natural como por ejemplo la toma de productos como la árnica montana, suelen tener menos efectos secundarios que los anteriores e igual de efectivos en algunos casos.

2) Masaje

Se trabaja sobre dos zonas. Primero es importante un trabajo de la zona muscular que provoca la inserción tendinosa afectada, por ejemplo en el caso del tendón de Aquiles trabajamos en los gemelos. Este trabajo es importante ya que normalmente existe una sobretensión provocada por problemas de contracturas o acortamientos existentes en dicha musculatura.

El otro trabajo incide directamente sobre el tendón, es una técnica bastante dolorosa al incidir directamente sobre la zona afectada. El objetivo es reactivar la circulación de dicha zona, para facilitar su regeneración.

3) Ultrasonidos

Se trata de un tipo de tratamiento por medio de unas corrientes, su acción superficial es prácticamente imperceptible, sólo un poco de calor normalmente. Su efecto es sobre las estructuras en profundidad. Es una técnica muy empleada en fisioterapia y con unos buenos resultados normalmente.

Se suelen utilizar otros tipos de corrientes cuyos efectos sobre la estructura afectada son puestas en duda por numerosos estudios.

4) Trabajo de potenciación previo y posterior

Un modelo de trabajo de potenciación muscular. No sólo la musculatura afectada, también como comentábamos en el punto anterior es importante trabajar la parte antagonista. El trabajo más interesante y novedoso es el modelo de trabajo excéntrico (el explicarlo en unas líneas es complejo, los interesados pueden consultar a nuestro profesional en preparación física, en la sección Pico de Forma que les dará unas pautas de dicho trabajo).

Mientras el dolor esté latente hay que buscar un trabajo de mantenimiento para mantener el tono muscular.

5) Pautas del antes y después

Antes de comenzar la práctica deportiva es bueno la aplicación de calor en la zona, por ejemplo la utilización de cremas: flexal, radio salil, reflex...

Un buen calentamiento, trabajo de estiramiento unido a la aplicación de técnicas propioceptivas de la zona.

Como solemos comentar una buena rutina de estiramientos es sinónimo de prevención de lesiones. Cuando ha aparecido la lesión es importante este trabajo ya que evitará los posibles acortamientos musculares. No sólo es importante trabajar la zona musculatura aplicada directamente, el trabajo de la musculatura antagonista ( la musculatura que hace la acción contraria, es decir si el músculo implicado hace la flexión de rodilla hay que estirar también los extensores de rodilla).

6) Recomendaciones

Cuando hablamos de la práctica deportiva hay que ser especialmente cuidadosos con el cambio de superficies de entrenamiento, ser rigurosos en este aspecto se hace necesario, si es estrictamente necesario es importante que el cambio se haga de forma paulatina.

El tipo de calzado y los cambios del mismo son importantes, lo son cada vez más a medida que aumentamos los tiempos de entrenamiento.

Una correcta técnica de ejecución de la actividad deportiva, es necesario trabajar sobre este aspecto para evitar gestos que puedan incidir negativamente en la lesión

Hemos dado un enfoque hacia la faceta deportiva, en la vida laboral son habituales estas patologías con lo cual hay que adaptar lo anteriormente expuesto a la actividad que realizamos, igualmente hay que adaptarnos en las medidas de prevención y tratamiento.

Enlaces relacionados
X

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias para mantener identificados a los usuarios registrados y poder personalizar los servicios y cookies de terceros analíticas para estadísticas de las páginas vistas pero siempre de una forma anónima. Política de cookies