Calambres musculares, tratamiento

Calambres musculares, tratamiento
por Redacción 04/03/2011 Imprimir
-

Calambre, tirón, que se me sube la bola, que se me monta el músculo. Hemos oído y sufrido muchas veces esa odiosa sensación: Calambres musculares . Y muchos son los factores que pueden provocar su aparición, calor excesivo, la deshidratación, la fatiga muscular, la pérdida de electrolitos, un entrenamiento insuficiente y no hacer estiramientos, como indica la revista Sport Life. Existe una amplia variedad de condiciones asociadas a los calambres musculares. Hay algunos inducidos por ciertas drogas o medicamentos (como salbutamol, alcohol); otros generados por alteraciones hidroelectrolíticas (debido a vómitos y diarrea); así como síntoma de algunas enfermedades neurológicas y la compresión de una raíz nerviosa. Sin embargo, los más frecuentes son producidos por calor y los que ocurren en los deportistas, ocasionados por el ejercicio físico, nos explican desde Universia.

Nuestro fisioterapeuta, Nacho Corral nos ha clasificado los diferentes factores que provocan los calambres:

A) Factores internos:

Los siguientes parámetros deben estar equilibrados para evitar riesgos:

- Equilibrio adecuado de sales y electrolitos.

- Existencia de reservas de energía en el músculo (glucógeno).

- Estado nutricional equilibrado antes y durante la práctica deportiva.

Asimismo, se debe tener en cuenta:

- Realizar el calentamiento y estiramientos de la musculatura, centrándose de manera específica en las zonas de mayor exigencia y, teniendo en cuenta el tipo de actividad a realizar.

- Posturas adecuadas: Una técnica depurada a la hora de realizar las tareas y ejercicios y, realizar los apoyos de manera correcta elimina posibilidades de lesión.

B) Factores externos:

Son factores ajenos generalmente aleatorios:

- Golpes o contusiones con objetos, superficies o bien, con otras personas.

- Ambientales: Temperatura, humedad, etc.

¿Pero qué son en realidad los calambres?

a) Definición y sintomatología :

Es una contracción muscular involuntaria, intensa y, dolorosa que afecta a varios grupos de fibras musculares. Su duración no suele ser muy prolongada, siendo muy frecuente la afección en la zona de la pantorrilla, conocida popularmente como "Subirse la bola".

b) Causas:

Este tipo de molestia, suele aparecer al comienzo de la actividad por causas de un calentamiento inadecuado o deficiente, o al final por efecto de la fatiga y la deshidratación. Esta dolencia siempre esta asociada a un sobreesfuerzo, acompañado de un desequilibrio electrolítico en el músculo.

c) ¿Como evitar su aparición?

Una hidratación adecuada y, la ingesta de bebidas isotónicas, reducen la aparición de los calambres. Si se es propenso a padecer esta molestia, tomar baños calientes de manera asidua añadiendo sal gorda o, sales de baño calmantes (Castaño de Indias, Hammamelis o Lavanda) junto con ligeros masajes antes y después de la actividad, son también una buena medida, así como, al igual que se ha comentado en el apartado anterior, la realización de un calentamiento adecuado.

Una dieta con un buen aporte vitamínico y mineral (plátanos, naranjas),agua abundante y sales (verdura),.reduce igualmente la posibilidad de aparición de calambres

d) Tratamiento

Es primordial cesar en la actividad de inmediato y, realizar estiramientos pasivos en la zona lesionada. Posteriormente, se debe mantener el músculo en posición de elongación (en el caso antes citado del gemelo, por ejemplo, se debe flexionar la punta del pie hacia arriba) hasta que la vuelta a la situación normal del mismo no desencadene nuevos calambres.

En la mayor parte de los casos, el reposo posterior de la zona consigue recuperarla totalmente no obstante, es conveniente la aplicación de un ligero masaje, aplicando alguna pomada antiinflamatoria.

Enlaces relacionados

  1. Bursitis: Tratamiento, síntomas y prevención

    Bursitis: Tratamiento, síntomas y prevención

    La bursitis al igual que la tendinitis no es un término desconocido para los deportistas. Es una lesión común que aparece en varias partes del cuerpo, pero principalmente en la rodilla de los futbolistas y en el codo de los jugadores de baloncesto.
  2. Periostitis tibial: Una lesión común entre los corredores populares

    Periostitis tibial: Una lesión común entre los corredores populares

    La periostitis tibial, es un tipo de lesión que afecta indefectiblemente a cualquier corredor que se ejercita de una manera habitual.
X

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias para mantener identificados a los usuarios registrados y poder personalizar los servicios y cookies de terceros analíticas para estadísticas de las páginas vistas pero siempre de una forma anónima. Política de cookies